Trayectoria

Desde nuestro surgimiento como organización, fueron numerosos los casos en los intervenimos por maltrato policial contra migrantes en diversos procedimientos. Ocurre mayormente contra quienes son los sectores más vulnerables entre los migrantes que residen en Argentina. Ha sido el caso de los extranjeros de origen africano, que en su mayoría subsisten a través de la venta ambulante. Otros son procedentes de República Dominicana, particularmente muchas mujeres que ejercen la prostitución como medio de vida, afrodescendientes en general y todos aquellos que son víctimas de discriminación por su color de piel, rasgos físicos o posición social. Estas actividades realizadas por la Fundación merecieron el agradecimiento de las comunidades migrantes beneficiadas.

Entre los organismos con los que articulamos nuestra acción se encuentra la Dirección Nacional de Migraciones. Como producto del trabajo cotidiano de acompañamiento al migrante en su regularización migratoria, el contacto permanente con esta dirección siempre fue ineludible. A lo largo de varios años hemos recibido la derivación de casos que excedían lo exclusivamente referido a la radicación de personas migrantes y superaban las capacidades de intervención del área de desarrollo social del organismo. La Fundación intervino en varias oportunidades ante atropellos e injusticias ejercidas contra personas y familias migrantes en situación de vulnerabilidad. El rol mediador de la Fundación acercó los derechos legislados a las personas destinatarias, acortando las distancias entre el Estado y la sociedad.

Por otra parte, luego de un largo proceso de evaluación comenzado en el año 2010, el 15 de noviembre de 2011 el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos, a través de la resolución CP/CISC-595/11 reconoció a la Fundación Ciudadanos del Mundo como organización de la sociedad civil parte de la OEA.

La intervención continua en lamentables casos de violación a los Derechos Humanos nos ha llevado a articular acciones con la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, que ha prestado su apoyo en un conjunto de actuaciones entre las que podemos destacar sucesivos viajes a la Provincia de Córdoba por el ejercicio de violencia institucional de parte de personal policial contra migrantes africanos desde 2009 y el intento de desalojo a un grupo de ciudadanos senegaleses en la Ciudad de Buenos Aires en agosto de 2012.

Esta articulación ha dado lugar a que la Secretaría de Derechos Humanos otorgue su auspicio a nuestra publicación institucional Suplemento del Inmigrante. Foto 7. Así como ha motivado una invitación formal a participar de la organización a nivel nacional de la primera celebración del 8 de noviembre como “Día Nacional de los Afroargentinos/as y de la cultura afro”, junto a representantes de la Asamblea Permanente de Organizaciones Afro de la Argentina. La publicación digital Suplemento del Inmigrante también fue declarada de interés por la Honorable Cámara de Diputados de la Nación.

Por otra parte y en coincidencia con los valores de la inclusión social e igualdad de oportunidades que sostenemos como premisa de nuestra acción, más allá de enfocar nuestro trabajo en los migrantes, llevamos adelante desde el año 2012 proyectos de entrenamiento para el trabajo de jóvenes con discapacidad en conjunto con el Ministerio de Trabajo Empleo y Seguridad Social y la Asociación para el Desarrollo de la Educación Especial y la Inclusión.

A lo largo del año 2013 fortalecimos la articulación con el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, sobre todo a través de la inclusión de migrantes dominicanos y senegaleses en el régimen del Monotributo Social.

Es a partir de esta articulación con el Ministerio de Desarrollo Social que comenzamos a formular posteriormente el proyecto de microcréditos para migrantes y afrodescendientes, que gestionamos con éxito hasta su culminación y entrega de resultados.

En el año 2014 comenzamos nuestra experiencia con el Jardín Niños del Mundo, que estuvo ubicado en primera instancia en la calle La Rioja 1518, CABA.

y luego continuó su desarrollo mediante la gestión de un Espacio Educativo de Primera Infancia, en la calle México 1877, CABA donde la Fundación se encuentra actualmente.